top of page
Fitness

TRAGEDIA EN LIMÓN: NIÑO DE 4 AÑOS MUERE ARROLLADO POR CAMIONETA



Don Jorge Peláez, es consolado por el padrino de su niño, don Edmundo Samaniego, luego de que en emergencia en el hospital Limón, presenció la muerte de Yoel, su hijo

Venían como es su costumbre, desde San Jorge, la costumbre de los campesinos de las zonas rurales del cantón Limón que deben caminar horas para llegar al sitio donde les recoje "el turno", a abastecerse de víveres y recrearse en algo de sus arduas jornadas de campo, los días Domingos. Con alegría, con ilusión, junto a sus familias, sus niños, a quienes les enseñan a amar su tierras, su vida a lo natural.

Mas esta ilusión hoy, se transformó en la peor de sus pesadillas: su hijo, que recién el pasado 31 de Enero cumplió 4 años, falleció, atropellado.


La camioneta será minutos mas tarde, remolcada a los patios de la policía

El hecho ocurrió hoy a las 12:30 del mediodía, cuando en un instante, Frank Yoel Peláez Llivicura, que nunca se separaba de las manos de su papá, se soltó, para ir a una tienda al frente, al otro lado de la Calle Oriente, en el centro de la ciudad, cuando en ese instante, apareció una camioneta, que bajaba de la 6 de Diciembre, no rápido, dicen algunos testigos, e impactó al niño que en ese momento cruzaba la vía, tumbándolo con el guardachoques y luego, rodando encima de su cabeza.

PUBLICIDAD:


Sonó duro, dice la gente que estuvo en ese momento en el lugar y luego, escucharon los gritos de su mamá pidiendo auxilio. El padre no esperó ni un minuto mas y tomó al infante ensangrentado en sus brazos y corrió al hospital, cargándolo.

El conductor del vehículo no se fugó, bajo luego al hospital en donde la policía procedió a detenerlo hasta la audiencia y decisión del juez de la ciudad.


En el hospital, la numerosa familia del niño se aglomeraba, su joven madre no contenía el llanto, mientras que amigos y mas familiares le daban consuelo y pedían orar para que se obre un milagro.


La madre del niño, doña Miriam Llivicura, en el centro, junto a mas familiares, esperando un milagro

Mas pocos minutos mas tarde, salió el padre del niño, con las manos cubriendo su rostro, en shock, hacia afuera de la sala de espera, sin decir nada a nadie pues el dolor le impedía hablar, Su primer hijo había muerto.

En su hombro izquierdo estaban visibles las manchas de sangre, sangre de su hijo a quien cargó al hospital y para quien, esta familia tenía tanta ilusión y hoy, ya solo descansa en un cuarto de morgue.

PUBLICIDAD:





11 visualizaciones
bottom of page